Excite

Tony Curtis muere a los 85 años

El actor Tony Curtis, toda una leyenda de Hollywood, falleció en la madrugada de ayer a los 85 años de edad en su casa de Nevada (Las Vegas), según confirmó su propia hija, la también actriz Jamie Lee Curtis. Con él se va uno de los galanes imprescindibles del cine durante las décadas de los 50 y los 60, protagonista de títulos que aún perduran en la memoria colectiva como Con faldas y a lo loco (junto a la inimitable Marilyn Monroe y Jack Lemmon), Los vikingos o Fugitivos, filme que le valió su única nominación al Oscar en 1958.

Poseedor de unos espectaculares ojos verdes y un tupé que, según dicen, imitó hasta el mismísimo Elvis Presley, estas condiciones, unidas a unas evidentes dotes interpretativas, hicieron que Curtis lograra obtener su primer papel con tan sólo 23 años. El actor nació en Nueva York en 1925, aunque su nombre auténtico era Bernard Shaw, y a lo largo de su amplia trayectoria, participó en alrededor de 100 películas tras debutar en El abrazo de la muerte. Así, su último contacto con el cine fue el propiciado por el documental The Jill & Tony Curtis Story, que vio la luz el pasado 2008.

Por otra parte, el intérprete también ocupó numerosas portadas por sus excesos y se casó un total de seis veces, la última de ellas con la modelo Jill Valdenberg, de 40 años. Padre de las actrices Kelly y Jamie Lee Curtis, Tony Curtis sufría diversos problemas de salud, y recientemente tuvo que ser ingresado en una clínica por insuficiencia respiratoria.

Imagen: stylelist.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017